Weigl

weiglJESÚS GUALIX | Es considerado como uno de los talentos emergentes dentro del fútbol alemán, y lo cierto es que, con apenas 21 años, ha sabido ganarse a una hinchada exigente, a la par que cariñosa e incansable, como es la del Signal Iduna Park. Con su juego ha conseguido borrar de la memoria del Borussia Dortmund nombres que han marcado la historia reciente del equipo de Westfalia como son el de İlkay Gündoğan o el de su último gran capitán, Sebastian Kehl. La figura descrita es la del joven y atrevido Julian Weigl, cuyo desparpajo y gran presencia en la medular han ayudado a poner de nuevo en el mapa europeo al club que defiende desde hace una temporada y media.

Nacido en Bad Aibling, una pequeña localidad al sur de Múnich, Weigl dio sus primeros pasos en el deporte rey cuando aún no había superado la decena de primaveras en su haber. El SV Ostermünchen y, posteriormente, el 1860 Rosenheim —en el que también se inició Bastian Schweinsteiger— le dieron las oportunidades de irse formando como jugador amateur. Poco después, el 1860 München se fijó en él y le reclutó para sus categorías inferiores, en las cuales gozó de un meteórico ascenso hasta la primera plantilla de ‘Die Löwen’ en 2014. Allí llegaría incluso a ser nombrado el capitán más joven en la historia del plantel azul celeste y se ganó su presencia como titular dentro del segundo nivel de la Bundesliga. Tanto las divisiones juveniles de la ‘Mannschaft’ como los grandes de Alemania pusieron sus ojos en él.

Pero fue el BVB el que le echó el lazo al desembolsar los 2’5 millones de euros de su ficha para incorporarle en 2015. La llegada del mediocentro germano fue una petición expresa del por entonces nuevo técnico Thomas Tuchel, que se adelantó al Bayern y que le vio como una pieza de futuro, un diamante al que pulir poco a poco. Sin embargo, su gran rendimiento desde el primer momento le hizo ganarse la titularidad a pesar de que en un principio su contratación no despertara demasiada pasión en su nuevo club.

No es descabellado decir que el juego de Weigl en el esquema del Borussia se podría equiparar al que desplegó Marcos Senna en la Selección española o en el Villarreal y al que hace actualmente Sergio Busquets en el Barça. Esa manera de posicionarse delante de la línea defensiva le permite, no sólo ayudar en la contención, sino comenzar la creación y tener una más que notable salida de balón, donde destacan como cualidades principales su limpieza, su claridad y su sencillez. Así las cosas, su progresión le permitió ser un fijo en el once de Tuchel el curso pasado, además recibir la llamada de Löw para disputar la última Eurocopa. Durante esta misma temporada la tónica se repite. Es el pivote de referencia por el que trascurre el devenir de su equipo: tanta es su influencia que cuando los rivales asfixian su manejo de la pelota sus compañeros acusan mucho sus posibles, aunque poco reseñables, fallos.

El pasado mes de octubre se estrenó como goleador ante el Sporting de Portugal tras lo cual mencionó que “no estaba realmente seguro de lo que hice”, dando buena cuenta de que no es un depredador nato. Tampoco es que busque el área rival con ansia e interés, pero lo que sí que tiene claro es su función, que no es otra que dar equilibrio y sentido al gigante amarillo alemán. Si sigue a este nivel, muy pronto los grandes clubes del planeta —especialmente el Real Madrid o el Manchester City— pondrán sus miras y prepararán su talonario con el objetivo de llamarle a filas. Mientras tanto, Weigl seguirá aportando a ‘Die Borussen’ su pausa y su tranquilidad con el esférico, que es su verdadera razón de ser.

07/12/2016

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s