Un golpe maestro

image

SERGIO MENÉNDEZ | Igual que en una partida de ajedrez, Costa Rica y Países Bajos llegaban al final del de su encuentro de cuartos de final de Brasil con tablas en el marcador y los banquillos escudriñándose uno a otro con la mirada, tratando de adelantarse a la jugada de su adversario en el turno siguiente, sabedores de que un mal movimiento podía dar al traste con sus opciones de levantarse de la mesa victoriosos. El cronómetro había dejado de existir, y tanto Louis van Gaal como Jorge Luis Pinto centraban sus esfuerzos en evitar ser protagonistas del paso en falso que precipitase la caída al vacío y enterrase a sus respectivas convocatorias bajo el tablero de Fonte Nova, en Salvador de Bahía.

Consumidos los noventa minutos del tiempo reglamentario, llegaba el momento de poner en marcha el carrusel de cambios, esa frenética sucesión de golpes sobre el reloj que goza de un componente de ‘todo o nada’ y obliga a los entrenadores a pensar rápido, bien arriesgando y poniendo toda la carne en el asador con vistas a que se produzca un desenlace antes de que termine la prórroga, o bien mostrando su naturaleza más conservadora y apoltronándose sobre la silla a modo de roca en busca de que el punto fatídico dictamine un ganador. En esa tesitura se encontraba el partido hasta que el míster neerlandés, famoso por lo revolucionario de su método y consciente de que los once metros terminarían decidiendo, dio un golpe de timón a su estrategia mandando a calentar a su tercer guardameta. El obediente Tim Krul se ciñó entonces el peto y, de camino a la banda, cruzó por delante del área técnica rival, dejando que el espectador fuese testigo del gesto de incredulidad que adquirió la expedición costarricense. Especialmente la del entrenador, que no alcanzaba a saber si se trataba de una maniobra que distrajese su atención o si el calor del ambiente y la tensión competitiva habían conseguido que su homólogo perdiese el juicio definitivamente.

Fue la tablilla del cuarto árbitro la que sacaría a todos de dudas, y alcanzado el descuento de la extensión, la permuta de dorsales desencadenó el mágico instante en que un portero fue sustituido por otro. Donde su adversario había optado por enrocarse y asegurar posiciones, el bueno de Louis se disfrazó de Gary Kaspárov, jugándosela al abrir líneas y sacar el alfil que corría en diagonal en dirección a la portería y habría de poner en jaque al oponente, un golpe maestro capaz de sulfatar los circuitos del mismísimo ‘Deep Blue’. De salir bien, nadie pondría en tela de juicio su condición de genio; de salir mal, el ridículo podría hacer incluso recapacitar a los dirigentes del Manchester United.

Natural de La Haya y miembro de la actual plantilla del Newcastle, una tremenda responsabilidad se cernió entonces sobre los hombros de Krul, meta de 26 años al que por lo recurrente de su apellido llaman en el vestuario igual que al héroe de color verde de Marvel. Quiso su seleccionador poner a la ‘urraca’ a volar desde la línea de fondo y transferirle de esta forma el protagonismo de Keylor Navas en la tanda de penaltis de octavos frente a Grecia. Y el caso es que lo logró. Si bien Robin van Persie, Robben, Sneijder, y Kuyt cumplieron con su cometido, lo cierto es que las estiradas del recién invitado cancerbero y la guerra psicológica a la que sometió a sus lanzadores justo antes de disparar hicieron sucumbir los intentos de Umaña y Bryan Ruiz, malogrando los aciertos de Borges, González y Bolaños. Consiguieron, por un parte, las paradas del improvisado meta despertar a los ‘ticos’ de su sueño mundialista; por otro, caracterizar en las redes sociales a su ajedrecista técnico en las redes sociales con el gesto de superioridad y suficiencia de un lobo de Wall Street mientras el depredador acecha la pampa argentina buscando cobrarse su próxima víctima. Y quizá no sea la última.

08/07/2014

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s