Viperino Romário

RomarioÁLVARO MÉNDEZ | Clama al cielo, pero es el pan nuestro de cada día. El fenómeno de la puerta giratoria se expande como la peste en nuestra sociedad mientras multitud de altos cargos públicos encuentran en las empresas privadas, a las que ellos mismos han beneficiado con sus decisiones, el lugar idóneo para seguir engordando sus bolsillos. Ángel Acebes, Elena Salgado, Juan José Güemes, Pedro Solbes y demás sujetos con sueldo vitalicio han copado más de un titular por estas mismas causas que muy claro hablan de la calidad moral de los dirigentes de nuestro país.

Sin embargo, empieza a ser también muy frecuente una nueva cara de este fenómeno: la puerta giratoria futbolísica, mediante la cual muchos jugadores acceden a la política aprovechando su notoriedad. Shevchenko y Kaladze son sólo dos de los casos que mejor ejemplifican el cambio de rumbo de quienes han sustituido el terreno de juego por el parlamento. Pero no son los únicos. A ritmo de samba ha emergido, encorbatado y trajeado, quien vestido de corto logró perforar mil veces la portería. Hablamos del eterno Romário da Souza Faria.

Ahora convertido en diputado por el Partido Socialista Brasileño, poco queda de aquel menudo ariete que goleó lo imposible con la elástica de Vasco da Gama, PSV, Barcelona, Flamengo, Valencia y Fluminense. Sin embargo, ‘O Baixinho’ continúa haciendo con un micrófono lo mismo que hacía antaño con un balón en los pies: lo que le da la realísima gana. Y desde la izquierda del espectro sociopolítico patrio no ha dudado en poner el grito en el cielo para criticar con dureza la organización del Mundial en su propio país: “La FIFA tiene dos ladrones conocidos por los brasileños, Blatter y Valcke, que van a hacerse multimillonarios gracias al Mundial”.

Cualquiera que conozca la exitosa trayectoria del astro carioca sabe de sobra que jamás ha habido defensor que detuviera sus intenciones. Visión, cola de vaca, disección de la zaga y carrera directa hacia el meta rival. Porque, para aniquilar al contrario, los eufemismos son innecesarios. Algo que ha trasladado a su viperino discurso antimundialista: “Valcke acaba de decir que el Mundial en Brasil puede ser uno de las peores de la historia de la FIFA. Ese tío viene aquí, manda, desmanda, habla, deshabla, y todo el mundo aplaude. Ese tío es uno de los mayores chantajistas del deporte mundial. Lo despidieron, aunque después chantajeó al presidente de la FIFA, que es un ladrón corrupto hijo de puta”.

Sabe Romário que no es oro todo lo que reluce. Es evidente que detrás de la organización del Mundial de Brasil existen muchas dudas, quizás demasiadas, sobre la financiación necesaria para la construcción de las mil y una instalaciones nuevas que se han edificado en la nación del orden y el progreso. Pocos se fían, además, de una clase política acostumbrada a invitar al fantasma de la corrupción a sus reuniones más decisivas. Nacido en la humilde favela de Jacarezinho, Romário es consciente de que él sólo necesitó su talento y su esfuerzo para hacerse un hueco en el universo balompédico. Y también sabe que las millonarias inversiones que se están realizando para la cita de este verano poco efecto o ninguno van a tener en el maltratado fútbol base brasileño y en los desdichados barrios que rodean las grandes ciudades del país.

No menos cierto es que la FIFA está dominada por el oscurantismo de una casta directiva camorrista y mafiosa que pocas veces mira más allá de sus propios intereses económicos. Ahora bien, quizá le convendría al bueno de Romário no olvidar que Blatter y Valcke no son los únicos que se han hecho de oro gracias al lucrativo negocio del fútbol.

14/03/2014

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s